Plasma sanguíneo para mejorar la sexualidad femenina

Los cuerpos femeninos sufren cambios a lo largo de toda la vida, desde el desarrollo a la menopausia siempre estarán presentes. A medida que van entrando en años las mujeres poco a poco se conectan más con ellas mismas y se conocen mejor, ayudándose a si mismas a mantener y elevar el autoestima.

Una vida sexual plena ayudará a la mujer a sentirse confiada y segura y segura, pero algunos factores como el estrés o cambios en el organismo relacionados con las hormonas podrían ayudar a perder el llamado apetito sexual, siendo difícil para algunas damas lograr alcanzar el clímax en el encuentro sexual, lo que significaría una crisis tanto personal como de la pareja.

Sin embargo, recientemente el cirujano brasileño João Brito Jaenisch ha declarado que realizó una prueba con su novia de la inyección conocida como O-shot, para devolverle la vitalidad sexual y que al parecer ha resultado ser todo un éxito.

Esta sustancia ya es utilizada en la rama médica desde los años 40 y en este caso se trata de utilizar el plasma rico en plaquetas y de esta manera regenerar el tejido nervioso del clítoris, entonces las mujeres que sufran de disfunciones orgásmicas, resequedad vaginal o pérdida del apetito sexual podrán utilizarlo.

Esta inyección también es aplicada en el punto G femenino, de manera que las sensaciones placenteras puedan aumentar notoriamente, sin importar la edad o si haya atravesado por algún proceso médico como el caso de las pacientes que fueron sometidas a alguna histerectomía.

El tratamiento consiste en que una vez es obtenido el plasma sanguíneo se le es inyectado en el punto G, así como en las glándulas de Skene, que son las que promueven tanto la lubricación como la eyaculación femenina. Luego de la tercera semana de aplicación la región genital comienza a producir nuevas células y reactivar las glándulas, recuperando de esta manera el deseo sexual y la secreción vaginal.

Deja un comentario