Ansiedad causas y síntomas

La ansiedad es una reacción natural del organismo ante situaciones de estrés o peligro que se manifiesta con una variedad de síntomas fisiológicos y de conducta, no debe asociarse la ansiedad a alguna patología en particular, aunque algunas veces puede convertirse en síntoma de alguna enfermedad subyacente como las fobias y los trastornos de ansiedad.  

Ansiedad normal y patológica

La ansiedad vista como una emoción que actúa como mecanismo de alerta y defensa del organismo resulta muy útil para el ser humano ya que le permite activar mecanismos de supervivencia, recordemos que la ansiedad es impulsada por situaciones que puedan poner en riesgo la integridad física e incluso moral del individuo; su activación permite a la persona adaptarse a la situación desencadenante y afrontarla de manera efectiva.

La ansiedad como respuesta a situaciones imprevistas, desconocidas y de riesgo, suponen procesos que permiten al individuo tomar decisiones e identificar situaciones desencadenantes de algunos síntomas de la ansiedad tales como sudoración, taquicardias, disnea, miedo e inseguridad; las cuales una vez enfrentadas y superadas de manera positiva, significan aprendizajes y superación para la persona.

En el caso de la ansiedad de origen patológico, los desencadenantes de esta, muchas veces responden a fobias y miedos incontrolables ante situaciones reales e imaginarias muchas veces. Un pensamiento o idea podría desencadenar una crisis de ansiedad en la persona que sufra de este trastorno, haciéndole pasar muy malos ratos debido a las sintomatologías causadas por este estado.

Los síntomas de la ansiedad patológica, aunque similares a los de la ansiedad normal, pueden presentarse con mayor intensidad, afectando no solo el aspecto físico si no también la conducta y psiquis de la persona. Podemos mencionar algunos tales como mareos, sudoración, temblores, dificultad para respirar; en lo físico y en lo conductual preocupación, agobio, inquietud, miedo extremo, obsesiones entre muchos otros síntomas. Cada individuo reacciona de manera distinta y personal ante las situaciones desencadenantes de la ansiedad.

Deja un comentario