La jardinería: Todo lo que debes saber

La jardinería es de las actividades más apasionantes, cultivar y cuidar plantas resulta tan entretenido como beneficioso para cualquier persona, desde los niños hasta las personas mayores son candidatos perfectos para pasar tiempo ideal en un jardín. Ahora bien, para unirse al equipo de quienes disfrutan de la jardinería, es preciso conocer un conjunto de diversos aspectos y así garantizar que todo resulte de la mejor manera.

¿Qué se necesita para la jardinería?

Qué se necesita para la jardinería

Para la práctica de la jardinería es preciso contar con un conjunto de herramientas que hagan posible o faciliten todas las tareas necesarias como cavar, podar, barrer, recoger, recolectar, regar, entre otros.

Sin estas herramientas sería difícil lograr un trabajo con excelentes resultados y se trata de tijeras y tijeras para ramas altas, rastrillo, escoba, sopla hojas, podadora, desbrozadora, cortasetos, mangueras, aspersor, pistola, porta manguera, guantes, botas, entre otros.

Cabe destacar, son muchas las herramientas de jardinería y cada una de ellas permite una acción diferente, incluso se puede elegir entre ellas dependiendo de las preferencias personales. De cualquier forma, suelen tener un conjunto de características en común, por ejemplo:

  • La mayoría son livianas con el fin de facilitar su uso, solo algunas son inevitablemente pesadas, se trata máquinas como las podadoras, pero estas suelen incluir arneses y ruedas.
  • El tamaño de las herramientas de jardinería también va de pequeño a mediano, igualmente se exceptúan las máquinas eléctricas como brozadoras, aunque sus arneses facilitan su transporte y manipulación.
  • Utilizar estas herramientas es sencillo y seguro, en el caso de las eléctricas suelen tener sistemas de apagado para garantizar la protección del usuario. 

Por otro lado, es muy importante cuidar las herramientas para asegurar su correcto funcionamiento y también alargar la vida útil, en este sentido se deben guardar siempre completamente limpias y secas, esto evita que se oxiden y se deteriore cualquier filo.

También se deben almacenar en algún armario o cobertizo y por ningún motivo dejarlas a la intemperie, esto para protegerlas del clima y evitar que se puedan oxidar. Si se trata de máquinas eléctricas como podadoras y desbrozadoras, es importante hacer uso de aceites para que siempre estén lubricadas y así funcionen correctamente.

¿Cuáles son los tipos de jardinería?

Cuáles son los tipos de jardinería

Existen varios tipos de jardinería, una de ellas es la que se enfoca en las especies alimenticias, todo lo que tiene que con verduras y legumbres para el consumo y se trata de la horticultura, la oricultura es la que consiste en el cultivo o producción de ores y por último, la arboricultura se centra en el cultivo de árboles y arbustos pequeños.  

Cada uno de estos tipos representa un tipo de jardinería sumamente interesante y puede complacer todo tipo de gustos y preferencias, sin duda la jardinería siempre ofrece una opción distinta para cada persona.  

Beneficios Vs. riesgos de la jardinería

Beneficios Vs riesgos de la jardinería

La jardinería es una de las actividades más beneficiosas para cualquier persona, por un lado genera ventajas a nivel físico, ya que implica el movimiento constante, así como cavar hoyos en la tierra y cargar objetos pesados, esto sin duda contribuye a ejercitarse y a fortalecer los músculos.

Mientras que a nivel mental, es ideal para generar estados de calma y tranquilidad, la jardinería combate el estrés, puede hacer frente a la ansiedad, así como aliviar problemas de insomnio e incluso ayudar a personas mayores. También es estupenda para los niños, ya que les educa sobre la importancia de la conservación del ambiente y les ayuda a ser responsables, como si fuera poco, la jardinería es una práctica que ayuda a apoyar el cuidado de la naturaleza. 

Además, la jardinería es una actividad segura, los riesgos son realmente muy bajos y están representados sólo por posibles cortes generados por las herramientas utilizadas o por cualquier planta, así como las acciones que puedan ser necesarias en las alturas, por ejemplo utilizar escaleras. 

Sin embargo, con las correspondientes medidas de seguridad como el uso de guantes, gafas, botas, entre otros y las precauciones con el uso de las máquinas eléctricas y cualquier producto químico, es posible evitar inconvenientes. 

Aspectos que influyen a la hora de practicar la jardinería 

Aspectos que influyen a la hora de practicar la jardinería

Existen varios elementos que son determinantes a la hora de practicar la jardinería, comenzando con las condiciones del clima, estas influyen directamente en la siembra y cuidado de cualquier planta, así como las particularidades del suelo, es muy importante indagar cuáles son las plantas más convenientes según cada zona. 

El nivel de calidad de los productos y herramientas a utilizar también resulta como un aspecto de enorme relevancia, desde las semillas hasta cada uno de los instrumentos debe no sólo ajustarse a las necesidades personales, también ser de primera para lograr los mejores resultados.

El tiempo de trabajo se debe tener muy en cuenta, considerando las plantas son seres vivos es necesario dedicarles tiempo suficiente para garantizar que crezcan y se desarrollen de manera satisfactoria. Un jardín puede necesitar de atenciones diarias y esto puede variar según su tamaño y el tipo de especies que se tengan allí.

El presupuesto es también un factor determinante, puede ir desde la inversión más pequeña hasta la más grande, esto también varía en función del tamaño del jardín y de la cantidad y la clase de las plantas que allí se tengan. 

Por último, no importa si se es principiante dentro del mundo de la jardinería, ya que hay muchas fuentes a las que se puede recurrir para aprender como revistas, libros, sitios online especializados, así como cursos y talleres. Para acceder a más información visitar www.centro-jardineria.es

Deja una respuesta