Beneficios del plasma rico en plaquetas

Beneficios del plasma rico en plaquetas

Belleza

Conocido también como PRP, se trata de un tratamiento y procedimiento de la medicina estética que ha incrementado su popularidad durante los últimos años, utilizado con diversos fines, pues destaca por su efectividad y seguridad en distintos niveles.

Su implementación se sustenta en utilizar la sangre del paciente, con el fin de potenciar los resultados, el primer paso es extraer una muestra de sangre y posteriormente centrifugarla, para así obtener la separación de los componentes sanguíneos como el plasma, proceso mediante el cual se potenciarán sus nutrientes y aumenta su concentración de plaquetas.

Culminada esta etapa y separado el plasma, este se le inyectara otra vez al paciente, por medio de micro dosis superficiales en las áreas que se desea mejorar el aspecto de la piel. Los efectos positivos están directamente relacionados con la riqueza en nutrientes presentes en el plasma, los cuales traen variados beneficios, a continuación te contamos algunos de los más destacados:

  • Favorecimiento del crecimiento tisular, lo que impulsa la regeneración de tejidos.
  • Incentiva la generación de colágeno, elastina y tejido epidérmico.
  • Contribuye a tonificar los tejidos de la piel, reafirmar y combatir la flacidez.
  • Incrementa el grosor capilar, consolidándose como un tratamiento confiable y efectivo en condiciones como la alopecia, es decir la caída del cabello en diferentes áreas corporales.
  • Disminuye las arrugas, pliegues, cicatrices y estrías.
  • Combate la celulitis.
  • Reduce los efectos del daño solar crónico.
  • Agiliza el rejuvenecimiento y revitaliza la piel.
  • Aplicación en diferentes tratamientos complementarios de lesiones deportivas.

El plasma rico en plaquetas ha demostrado ser un tratamiento indoloro que en general no causa efectos secundarios, alergia, irritación o rechazo, pues se emplea la propia sangre del paciente, además es aplicado por profesionales del ámbito. 

Del mismo modo, las sesiones cuentan con cómodos intervalos de tiempo y es un procedimiento netamente ambulatorio. No obstante, no se recomienda aplicar durante el embarazo, la lactancia o patologías graves.