¿Por qué se usa un lazo en las bodas?

Boda

La influencia religiosa ha tenido un importante papel en la delimitación de tradiciones nupciales, de las cuales forma parte el lazo de bodas, por ello, te contamos un poco más sobre esta tendencia, cuál es su origen y que representa, mencionando que para mayor información sobre el tema puedes visitar la página de bodasymas.guru.        

Origen de la tradición

Cada religión ha delimitado un conjunto de tradiciones y creencias para asegurar el amor y la fidelidad en una unión nupcial, y sin duda, la doctrina católica no es la excepción, pues durante dichas celebraciones es común que se entreguen las jarras, que se lean los votos matrimoniales, y que se envuelva a los novios en un lazo. 

En cuestión, se trata de un lazo de diferentes colores, el cual en teoría es colocado por los denominados “padrinos de lazo”, quienes deben ser un pareja cercana a los novios, que sea ejemplo de solidez, unión y éxito matrimonial. Destacando que este se coloca cuando los novios se encuentran arrodillados, y se les retira cuando culmina la eucaristía.

Ahora bien, el material de elaboración responde a las tradiciones de la familia, pues la gama va desde lazos de flores, tejidos, metales e incluso de cristal, destacando que hay quienes consideran los lazos de perlas símbolo de buena suerte, y otros autores que defienden que las perlas representan lágrimas, y por ende traerán tristeza y dolor al matrimonio.

Significado y trayectoria 

El lazo simboliza una unión inquebrantable entre los novios, es decir, una conexión que sólo tienen ellos, el cual inició como tradición cristiana desde hace siglos, pues la evidencia indica que empezó a utilizarse durante la edad media, sin embargo, la trayectoria de esta tradición no ha sido lineal, ya que ha sido suprimida y reanudada en múltiples ocasiones.

Posteriormente comenzó la tradición de utilizar guirnaldas como lazos, las cuales se elaboraban  en tonalidades blancas y rojas, la primera para simbolizar la pureza de la unión, y la segunda para representar la sangre de la futura descendencia de la pareja.

Destacando que con el paso del tiempo la apariencia del lazo fue cambiando, manteniendo por supuesto la esencia de amor y fidelidad, acotando que la iglesia católica y cristiana ha reconocido esta tradición, como parte importante del rito nupcial.

Forma del lazo

Las características del lazo y su forma varían según las creencias de los novios, en algunas bodas se utiliza un lazo en forma de 8, en el cual un círculo encierra a la novia y el otro al novio, mencionando que ambas figuras se unen en el centro, para formar un símbolo de infinito que hace mención al amor eterno e inquebrantable.

De igual forma, es común apreciar lazos de una sola circunferencia, los cuales pueden llevar flores, e incluso placas con los nombres de los novios, o una pequeña cruz como símbolo de la fe cristiana, mencionando que el lazo se suele colocar a la altura de los hombres, pero en algunas celebraciones se posiciona alrededor de las manos.

Del mismo modo, en ciertas familias es común que el lazo nupcial se traspasa de generación en generación.